Noticias Salud

¿Lo sabías ? Estas ocho peculiaridades se transmiten genéticamente

adn_genoma
admin saludable
Escrito por admin saludable

 Según el el biólogo británico William Bateson existen muchas expresiones que se transmiten mediante la genética del padre o la madre, muchas veces solemos decir “tienes la sonrisa de mamá, pero el carácter de papá” o “tengo la agorafobia de mi abuelo”, pero lo que no sabías es que el ADN guarda mucha más información de lo que pensamos.

Aunque los científicos todavía no pueden dar una respuesta exacta de qué es lo que más influye en el carácter del ser humano: genética, medio ambiente o educación, muchos investigadores muestran que nosotros no solo heredamos el aspecto físico, sino también, por ejemplo, “recuerdos” en forma de fobias.

A continuación te diremos ocho peculiaridades que se transmiten genéticamente.

1. Fobias

Los recuerdos se pueden transmitir a través de generaciones, pero no en la forma en que nosotros solemos pensar. Esto lo confirma una investigación durante la cual entrenaron a ratones para evitar el olor que se parece al aroma de las flores de cerezo. Esto influyó en el ADN de los ratones en los que se experimentó: una parte del ADN, que es responsable por la sensibilidad a los olores, se hizo más sensible en el semen de los ratones machos.

Los hijos de estos ratones y los descendientes de estos hijos son muy sensibles al aroma del cerezo y trataban de evitarlo, aunque no tuvieran razones determinadas. El experimento demostró que el acontecimiento del trauma puede influir en el ADN y, como consecuencia, en el comportamiento de las generaciones posteriores.

Los científicos creen que los resultados de las investigaciones son muy importantes para el estudio de las fobias, la ansiedad y el estrés postraumático.

Foto: Cortesía de Taringa

2. Еxtroversión

Algunos rasgos del carácter los adquirimos no solo durante la maduración, sino gracias al ADN. Por ejemplo, las variantes de genes WSCD2 y PCDH15 están relacionados con la extroversión. Posiblemente, tú eres tan comunicativo porque lo heredaste de tus antepasados y no porque tu mamá te inscribió en un montón de disciplinas en la infancia.

Además, existe una correlación entre la extroversión y el síndrome de hiperactividad y déficit de atención.

Foto: Cortesía de Taringa

3. Sentido del humor

Muchos consideran que el sentido del humor es un rasgo adquirido que depende solo del ambiente en el que haya crecido el ser humano. Durante una investigación se averiguó que las personas con alelo de gen 5-HTTLPR a menudo muestran reacciones positivas, incluyendo risas y sonrisas. Los participantes en el experimento con un corto alelo a menudo sonreían y reían más sinceramente que las personas con un alelo largo del mismo gen.

Los resultados de las investigaciones se confirmaron incluso teniendo en cuenta diferentes edades, sexos, etnicidad y síntomas de depresión.

Foto: Cortesía de Taringa

4. Sensibilidad al estrés

Algunas personas son más propensas al estrés, y esta peculiaridad también puede transmitirse de padres a hijos. Los especialistas afirman que, si la mamá siente estrés durante el período de embarazo, su hijo puede ser más propenso al estrés.

Además, incluso existe un riesgo cuando los padres se encuentran bajo la influencia del estrés antes de decidir tener un hijo: el estrés crónico provoca un daño a los cromosomas.
Sin embargo, no vale la pena entrar en pánico: los cambios del ADN relacionados con el estrés, pueden ser reversibles en cierta medida con ayuda de terapia cognitiva conductual y la meditación consciente.

Foto: Cortesía de Taringa

5. Exceso a los vicios

La genética influye en un 40-60 por ciento en el riesgo a desarrollar dependencia a los vicios. En particular fue estudiada detalladamente la conexión entre esta dependencia y el gen D2, subtipo del receptor de dopamina. Probablemente, las personas con una deficiencia genéticamente determinada del receptor de dopamina D2 son más propensas al consumo de sustancias que provocan la adicción, ya que ellos son menos susceptibles a la influencia natural de la dopamina.

Foto: Cortesía de Taringa

6. La capacidad de dormir bien en una pequeña cantidad de horas

Algunas personas duermen lo suficiente en menos de 5 horas, al mismo tiempo conservando la capacidad de funcionar de manera normal. Se trata de la variante del gen p.Tyr362His, también llamado el gen de Thatcher, ya que la primera ministra dormía 4 horas al día y se sentía perfecta. Las personas con esta peculiaridad no solo duermen menos, sino que también realizan mucho mejor las tareas de actividad mental incluso después de 38 horas de estar despiertos.

Por cierto, no solo Thatcher podía presumir de esta capacidad. El inventor Thomas Edison también dormía menos de 5 horas.

Foto: Cortesía de Taringa

7. Tendencia a ahorrar

Cuando se trata de dinero, nuestras acciones en una tercera parte se explican con factores naturales, según los especialistas. Esto lo mostró una investigación publicada en Journal of Political Economy. Se averiguó que algunas personas son genéticamente más propensas a ahorrar, independientemente del nivel de ingresos, sexo y educación.

Además, las personas “genéticamente” ahorradoras tienen una mayor facilidad de abstenerse a los vicios, por ejemplo, ellos son menos propensos a la obesidad o el tabaquismo. Esto sucede gracias a la permanencia en su comportamiento y autocontrol, los cuales se deben a su ADN.

Foto: Cortesía de Taringa

8. Musicalidad

La genética puede desempeñar un gran papel, mucho mayor que la práctica, cuando se trata del talento musical, en particular, el reconocimiento de tono y ritmo. La investigación de gemelos idénticos y fraternales comparó la capacidad de personas que se dedicaban a la música y al canto. Resulta que algunas personas, que practicaban menos, aun así, demostraron mejores resultados que los que se dedicaban por más tiempo.

Uno de los gemelos incluso había practicado 20 228 horas más que su hermano, pero no pudo superarlo en sus capacidades musicales. Los científicos explican que algunos aspectos del talento musical están basados en los genes.

Fuente: http://www.noticias24.com

Comentarios