Eclampsia

INFORMACIÓN GENERAL

¿Qué es la eclampsia?

La eclampsia es la hipertensión durante el embarazo y se caracteriza por presentar convulsiones y estados de coma. Que son los síntomas que la diferencian de la preeclampsia. Se presenta durante el último trimestre del embarazo y es frecuente que se presente durante el parto o durante las primeras 24 hrs del mismo.

La eclampsia no controlada es una causa importante de muerte materna. Y solo el 5% de los casos de preeclampsia evolucionan a eclampsia.

¿Qué ocasiona la eclampsia?

No se conocen las causas que ocasionan la preeclampsia-eclampsia. Antes que se manifieste clínicamente el síndrome, hay vasoespasmo generalizado al parecer iniciado por la presencia de tejido corionico. Y cuanto más prolongado es, mayor la posibilidad de alteraciones anatomopatológicas asociadas en los órganos maternos, incluyendo la placenta, lo que afecta de manera indirecta al feto.

SÍNTOMAS de la eclampsia

Los síntomas de la eclampsia son los mismos que los de la preeclampsia grave, pero además incluye convulsiones tonicoclónicas generalizadas, coma seguido de amnesia y confusión, proteinuria de 3ª4 +, hipertensión notable antes de una convulsión e hipotensión después de la misma y oliguria o anuria.

DIAGNÓSTICO de la eclampsia

Al examen oftalmológico se observa espasmo arteriolar, edema ocasional en los discos ópticos y exudados cotonosos. En el laboratorio encontramos proteinuria >2,000mg/dl/24 horas, pruebas de hiperazoemia (aumento sérico de la creatinina, ácido úrico o el nitrógeno de la urea), coagulación intravascular diseminada y daño hepatocelular.

Es conveniente recordar que la combinación de datos renales, neurológicos e hipertensión en una mujer embarazada antes normal nos da el diagnóstico y diferencia la preeclampsia-eclampsia de la hipertensión primaria, renal o neurológica.

TRATAMIENTOS Y RECOMENDACIONES para la eclampsia

La única curación es interrumpir la gestación en un momento tan favorable como sea posible para la supervivencia fetal, considerando el estado médico de la madre. Ya que ninguna de las recomendaciones para reducir la frecuencia o gravedad del proceso han sido de valor cuando se estudia objetivamente.

Cuidados de urgencia: Cuando se han presentado las convulsiones hay que poner de lado a la paciente para evitar la broncoaspiración y el síndrome de caval, se aspiran líquidos de la boca y traquea, se administra oxígeno y se aplica sulfato de magnesio 4mg IV en 20 ml de solución al 20% durante cuatro minutos. Posteriormente se administra cada cuatro horas 5 gr de sulfato de magnesio en 10 ml de solución al 50% alternando los glúteos, en tanto haya sacudida rotuliana, respiraciones a ritmo regular (no<menos de 16 por minuto) y la diuresis haya sido cuando menos de 100ml en las cuatro horas anteriores. Hay que controlar la presión arterial y vigilar el corazón fetal constantemente. Para el control de la TA se recomienda la hidralacina IV cada 20 minutos en incremento de 5 a 10 mg siempre que la presión diastólica sea mayor a 110mm de Hg.

Deberán de evitarse los diuréticos, pero en caso de edema pulmonar se puede utilizar furosemide.

Cuidados generales: mantener a la paciente en una habitación obscura, tranquila, con reposo absoluto en cama y acostada de lado.

La mortalidad materna en la eclampsia es de 10 a 15 %. La mayoría de las pacientes mejoran notablemente en las 24 a 48 Hrs con el tratamiento adecuado, pero suele ser necesario interrumpir el embarazo tempranamente.

Dr. Gustavo Castillo R. Ced. Prof. 1256736